Transfiriendo Éxitos

Transfiriendo Éxitos. Todos tenemos preferencias, grandes, pequeñas, es normal; no tenemos que sentirnos mal por tener deseos, no es un malo tenerlos. Estas preferencias nos muestran que tenemos un concepto hermoso de la vida y la, estos deseos son la manifestación de la abundancia de nuestro Verdadero Ser en nosotros mismos.

Vamos pensar en grande, siempre, a estar alegres, a sentirnos felices, llenos de amor, centrados en nuestras metas.

¿Y si nos sentimos tristes, enfermos, con escasez? Cambiemos esos pensamientos por pensamientos de salud, poder, amor, prosperidad: Ese es nuestro estado ideal para crear la realidad. Vamos a soñar, a buscar nuestros grandes pensamientos, nuestros mayores anhelos, nuestros sueños más atrevidos.
Libertad financiera y la Ley de atracción

Transfiriendo Éxitos – Introducción y ejercicios prácticos

En transfiriendo éxitos hemos expuesto nuestra experiencia personal para crear la realidad, tomando en cuenta éxitos pasados, transformarlos y crear nuevos éxitos.

Por ejemplo, si estamos deseando un nuevo auto, vamos a recordar la ocasión cuando tuvimos un nuevo auto para sentir y esa emoción y transferirla a nuestro deseo.

Si no hemos tenido jamás un auto nuevo, podemos recordar el nacimiento del bebé más querido, o la compra de nuestra mascota, cuando encontraste el mejor trabajo, y más…

Definimos nuestro primer objetivo

Deseo. Aquí lo que tenemos que hacer es buscar un deseo, después un recuerdo de éxito.

Recuerdo. Busquemos en nuestro recuerdo los éxitos que hayamos tenido, pueden ser grandes éxitos, pequeños o creados por nosotros mismos.

Recordemos Nuestros Éxitos

Traigamos a la memoria nuestros éxitos, esos que nos hacen sentir felices cuando nos llegan. Todos, absolutamente todos, hemos tenido en alguna oportunidad un éxito, vamos a utilizarlo para obtener nuevos logros, no tiene que ser un éxito grande, puede ser pequeño.

Recordemos por ejemplo.

Todo esto representa reconocer el gran éxito de nuestra vida:

  • cultivando nuestro jardín,
  • vendiendo algún producto,
  • la nota de cálculo y estadística en la universidad,
  • criando nuestros hijos, haciendo una comida especial,
  • el día de nuestra boda,
    nuestra graduación,
  • el nacimiento de tu hijo,
  • la fiesta de 15 años,
  • la felicidad de acariciar tu mascota,
  • el día que te mudaste a tu nueva casa,
  • ese viaje que realizaste,
  • tus paseos a la playa,
  • pasear por el parque o por tu jardín,
  • sembrar una planta y verla crecer,
  • cuando conseguiste ese empleo que tanto deseabas,
  • el día que recibiste tu mejor sueldo, etc.

Cuando recordemos y traigamos a nuestras mentes esos recuerdos felices, nos sentimos alegres, felices, centrados; es el estado ideal para crear nuevos y mayores éxitos, éxitos sin precedentes, de GRANDES LIGAS.

¿Qué no encontramos un éxito?

Recordemos, busquemos en nuestro interior, son mayores nuestros logros que lo que vemos como fracasos, solo que, a veces no reconocemos nuestros éxitos, quizá no hemos aprendido a disfrutar; nuestro verdadero Ser nos demuestra día a día pequeños logros, que tal vez por ser comunes no lo reconocemos así, por ejemplo, tener una mascota, jugar con algún niño que amamos, observar llover, sentir la calidez o frialdad del agua, ver nuestras plantas florecer, cada uno de estos puntos pueden ser nuestro Pensamiento Feliz: un pensamiento, para tenerlo en mente, para sentirnos felices y atraer más éxito, dando las gracias, día a día por todas las bendiciones que recibimos.

Estos éxitos, vistos como pensamientos felices los utilizaremos para comunicarnos con nuestro subconsciente, para decirle cómo es que queremos sentirnos.

Recordemos éxitos.

Transfiriendo éxitos es una manera de ponerte en contacto con las frecuencias y energías de aquello que nos ha hecho sentirnos bien, es muy importante, el punto de partida es sentirse bien, pues así atraemos lo bueno y nos acostumbramos a disfrutar y sentirnos bien, que es la conexión clave con la abundancia.

Recomendación: Consigue un cuaderno lindo, para que hagas algunos ejercicios. Allí podrás enumerar:

Los éxitos que has logrado hoy y éxitos que recuerdas.

Las cosas que amas, las que te hacen felices.

Busquemos en nuestra mente nuestros momentos felices, todas las experiencias de éxito, esto nos trae las mismas emociones que experimentamos cuando tuvimos esa felicidad, amor y paz, lo que nos ayuda a tener nuevos éxitos.

Normalmente, muchas personas cuando tienen alguna experiencia negativa, como un fracaso o un problema familiar, se quedan en ese recuerdo y por eso no salen de esa experiencia, como el caso de la persona que tiene una deuda y la recuerda todo el tiempo, si se toma unas vacaciones o alguien le presta dinero, cambia su manera de pensar y comienzan los éxitos.

Entonces, para cambiar fracasos por éxitos, solo hay que buscar en nuestra mente nuestros logros, vamos a vivirlos de nuevo, a disfrutarlos. Recordemos aquellos días que triunfamos.

Cómo definimos nuestro primer objetivo

Para trabajar con una meta, definimos nuestro “objetivo”.

Comenzamos con un deseo,
A partir de ese deseo, un recuerdo… si el deseo no es perfecto lo arreglamos.

Ejemplo:

Deseo pesar 58 kg, y que pueda comer lo que quiero y mantener mi peso ideal. Sentirme feliz y armoniosa con mi peso.

Pienso en el momento en que tuve ese peso, 58 kg.

Recuerdo

Recuerdo la época cuando pesaba 58 kg., escribo la experiencia… memoria,
palabras, lógica, patrones, emociones, estímulo físico.

Este recuerdo lo califico de 1 al 10, donde 10 es deseable 100%

Si el recuerdo no llega a un 10, lo arreglamos, perfeccionamos y resolvemos los conflictos, cambiamos la redacción hasta que la calificación sea deseable=10.

No nos conformemos con algo que sea menor que 10.

Estoy en la playa con amigos y amigas, me veo en traje de
baño, luzco perfectamente, mi peso es de 58 kg. Me siento liviana, feliz, en
armonía, alegre, veo claramente mi cuerpo ideal.

Siempre algo mejor sucede en completa armonía. Así es. Gracias
Padre.

El recuerdo modificado, mejorado es la meta historia. Si no nos sentimos cómodos con el resultado, seguimos modificando, borramos, escribimos de nuevo, hasta sentirnos divinamente con la meta historia.

Seguimos con ¿Qué es una metahistoria?

Cuando las dudas me asalten

 

Un pensamiento feliz

Transfiriendo Éxitos

Más modelos de metahistoria para lograr éxito en lograr nuestras metas.

Antes del _______ habré hecho todo lo necesario y apropiado para vivir en paz y disfrutar plenamente los logros transfiriendo mis éxitos, y lograré mis metas en más de un 95%.

Agradezco plenamente mis éxitos.
En perfecta armonía y para bien de todos los involucrados. ¡Gracias!

One Response
  1. Marce